Comercio toma medidas de protección ante protestas

El denominado «estallido social» ha tenido eco con varias manifestaciones en la capital de la provincia El Loa, algunas han servido de escusa para que se produzcan desmanes y vandalismo que han afectado especialmente al comercio del centro de la ciudad. No son pocos los locales que han sufrido daños concretos como incendios, destrozos y robos.

El centro de Calama, su Plaza 23 de Marzo y el Parque Manuel Rodríguez, especialmente, han sido puntos neuralgicos de las convocatorias de quienes protestan, es así que todo la actividad comercial y financiera se han visto alteradas al punto que no sólo han bajado significativamente las ventas y la normal afluencia de público, sino que también ha implicado que tanto los comerciantes, como las instituciones financieras tomen medidas de contingencia para la seguridad de sus locales, el personal y sus respectivos clientes.

Entre las medidas de protección, destacan el cubrir sus fachadas, particularmente los ventanales y vitrinas con planchas de madera e incluso acero, lo que ha cambiado radicalmente la fisionomía del sector. Junto con ello, han debido reducir sus horarios de atención y hasta generar grupos especiales de WhatsApp en que se comunican entre ellos para avisar y dar cuenta de las distintas situaciones de riesgo o inseguros que se presentan.

Con todo, estas dos semanas de manifestaciones han cambiado el centro de Calama y su rutina, mientras sus locatarios y trabajadores esperan se retome condiciones más seguras para el funcionamiento.

Comercio proteje sus fachadas
Uno de los locales afectados en Calama

admin

admin

Leave a Replay

Síguenos

Instagram

[instagram-feed]